31 mayo 2017

Encuentro en la cocina

Fiesta de inauguración de un espacio bello en Ibiza. Muchos corazones conocidos, amigos, amigas, Lutece, Arjajan, Eywa, mucha gente sonriente y mucha otra gente que no se de quién son. La charla con Ann y las chicas se interrumpe con las estrellas y nos vamos. Recogemos cojines y pa dentro. Musica tranquila suena. Silencio alrededor. En la cocina una chica.

- Hola
- Hola
- No se dónde podría calentar esto.
- Mmm... ¿tal vez en una de esas cazuelas?
- Si
- No se cuánto quieres calentar.
- Todo. Pa quien quiera. Me lo han regalado. Está buenísimo. Lleva pescado pescado por un chico hoy. ¿Te das cuenta?- y se ríe.
 - Jolín, qué carambola más buena.
- Si. Está buenísimo.

- Toma - y le alcanzo la sarten más grande de las alturas de la cocina.
- Gracias.

Silencio fuera. Gente recogiendo cosas.

- Bueno, en realidad yo me estaba llendo.
- Bueno, pues un placer.
- Lo mismo digo
- Bonitos ojos
- Lo mismo digo

Y reimos. Y nos damos las manos.

- Qué manos más frías.
- Siempre. Es normal.
- Manos frías, corazón caliente.

Y nos damos las otras manos.

- Yo vengo toda acalorada
- Así te siento- y sonrío. Somos el contrapunto perfecto.

Y reimos. Y nos abrazamos.

Y nos respiramos.

- Hasta pronto
- Hasta pronto
- Que descanses
- Y tú que lo disfrutes

Y reimos.

Y cojo la bici de vuelta a casa.


23 mayo 2017

Corazón

Corazón, de mi corazón
que me haces palpitar
pero el manto lo cubre todo.

Corazón, de mi corazón
que me haces palpitar
se libra una batalla en mi alma.

Cada momento de despertar
y darme cuenta que no hay mas
que detenerme y respirar
y dar un paso a la vez
y nada mas...

Corazón, de mi corazón
que me haces palpitar
mi mente se cruza en el camino.

Corazón, de mi corazón
que me haces palpitar
me caigo, me rompo, me muero
cada momento de despertar
y darme cuenta que no hay más
que detenerme y respirar
y dar un paso a la vez
y nada más...❥

20 mayo 2017

All around is beauty

I walk in Beauty
Beauty is before me
Beauty is behind me
Above and below me.

Homai

Un diente repica
la encía.

El llanto interrumpe
el canto
de los pájaros.

El libre caminar
se estanca.

Le miramos.

Su mano
llena de dedos
gorditos
amasa el dolor
puntiagudo.

La baba
se encuentra
con mis brazos.

Mi canto mántrico
busca la calma
de su cuerpo redondo
blanquito.

Mis manos
se posan en su corona
intencionando paz
a sus nervios afilados.

Sus dedos gorditos
se entretienen
en las costuras
de mi ropa.

En los tirantes
que baja
dejando un pecho
al descubierto
busca el consuelo
que no le puedo dar.

Belleza y cosquillitas
a partes iguales
inundan mi ser.

Nos sentamos.

Él en mi regazo
y caricias de Nalur
acompañando
mano en mi rodilla
mano en los pelitos
rubios
en la cara
gordita
regalando amor
amansan
el desconsuelo.

Un avión sobrevuela
en lo alto
nuestras cabezas.

y... guaaaaa
- dice apuntando
con su dedo gordito
al cielo.

Se sienta
en su banquito
a ñam ñam
y la vida sigue
serena.

07 abril 2017

Intenta apoyarte en

la esperanza
de un cambio

la espera
de una llegada que no llega

la selección romántica
del pasado

la idealización
del futuro

el humo.

13 marzo 2017

Luna llena

De vuelta a casa en el coche.

- ¿Te has fijado? Cada uno de esos baches, esas montañitas en la carretera es la raíz de un árbol.
- Sí.
- Algún día, pronto, esas raíces, poderosas, resquebrajarán el asfalto.
- Estoy segura.
- Algún día, nadie vendrá a repararlo.
- Estamos cerca del fín.
- Y las raíces conquistarán de nuevo la horizontal del territorio.

Un conejo cruza alegre la carretera. Con la velocidad su cuerpo parece largo. Otro. Pero se para, al borde, en los arbustos. Vuelve a la redondez de las patas recogidas, a la ternura de las orejas agachadas y los ojos fijos.

Cuarta.





10 marzo 2017

Señales

Las señales
no muestran
el camino.

Más bien
si acaso
lo recuerdan
a quien
ya lo conoce
y lo transita.

07 marzo 2017

Ganas

De pronto
amanezco
con ganas
de tirar
la pelota
al otro lado de la valla
correr a por ella
y ver qué pasa.



17 febrero 2017

Hablando de adicciones

Disparo
al magnum
de chocolate
en la gasolinera.

Tollina
a las patatillas
en general.

Rodillazo
en la entrepierna
a las cuatro berlinas
de chocolate
del mercadona
(y encima les bajan el precio)

Guantazo
con la mano vuelta
a los alfajores
argentinos.


14 febrero 2017

Lo que no le dijo.

Sus manos parecía sucias, pero no lo estaban. Movía nerviosas un cigarrillo entre los dedos. Podría haber sido la etiqueta de un yogur, o un trozo de papel cualquiera, pero era un cigarrillo. El objeto que pasaba de una mano a otra, de un dedo al otro, era un cigarrillo.

Ella observaba.

Él dijo. A veces no hay que sonreir. A veces está bien no sonreir.

Ella observaba esas manos que, sin estarlo, parecían sucias. Seductoramente sucias.

Ella pensó. Cada sonrisa es una victoria consumada.

Él encendió el cigarrillo.






41.

Las cinco y trece
piso a conciencia un charco
bello despertar.

10 febrero 2017

Imágenes

Camino por la carretera. Al lado de la carretera. En Ibiza acaso te juegas la vida a cada instante. Acaso te encomiendas a los angeles y a Los Santos y el corazón se te ensancha con la confianza. Camino a paso lento dirigiéndome a la casa en la que comienzo hoy a cuidar de un niño.
Una imagen se cruza. Un jeep pasa a mi lado a toda velocidad. Un perro asoma la cabeza por la ventanilla. Un perro negro-marrón de pelo corto. Rotbailer ¿como se escribirá esa raza? La lengua y las orejas, por efecto del viento a la contra, se le van para atrás bamboleando, golpeando a destiempo las carnes, la chapa, las carnes, nada. Y sus ojos, en cambio, miran al frente juguetones, desinteresados, inocentes. Es una imagen bonita. Debe serlo porque me sonrio. Los humanos solo sacamos la cabeza si estamos en un descapotable, es curioso. Me hace gracia ese perro sin más y su lengua al aire. Acaso la vida no sea más que eso: mirar palante disfrutando de que el viendo mueva tu melena a tu paso por una carretera. Haya alguien en el margen  mirando o no. Qué tontería. Tampoco hay que sacar conclusiones de un perro con la cabeza fuera de la ventanilla de un jeep. ¿O si? No sé, solo estoy empezando de nuevo.

05 febrero 2017

33 cosas que se me pasan por la azotea

  1.  Si dudas entre hacer una cosa u otra, lo mejor es dejar pasar las dos y volver a tu centro, que se está más calentito.
  2. Pagar a una chica para que juegue con tu niña no tiene sentido. 
  3. Somos tremendamente vulnerables. Y quien finja no serlo, sufrirá más.
  4. Querer ayudar a los demás política o personalmente (si es que hay diferencia) puede doler.
  5. Sigo hablando de discapacidad emocional, si.
  6. Las niñas han de jugar con otras niñas.
  7. Cada una de nosotras hace lo que puede (y nada más)
  8. Intentar ser mejor persona puede doler mucho. 
  9. La arrogancia y el orgullo masculino son directamente proporcionales al nivel de patanería.
  10. Salir al extrarradio suele tener consecuencias desagradables.
  11. Los padres y las madres también hacen lo que pueden (y nada más)
  12. Las expectativas pueden joderte la vida.
  13. La que no quiera conocerse nunca podrá ser plenamente feliz. 
  14. La marihuana está arruinando vidas ahí fuera.
  15. Es difícil ver a dios en todas las cosas y en todas las personas, pero vale la pierna hacer el ejercicio.
  16. Hay que querer a las padres y a los madres por lo que son (y decírselo, que les mola mucho)
  17. La gratitud es uno de los sentimientos más elevados que una puede experimentar. 
  18. La paciencia es la ciencia de la paz y por eso hay que cultivarla y regarla.
  19. Experimento mucho placer cuando me troncho de la risa.
  20. Me encantan las personas que se relacionan con el dinero de una forma única.
  21. Vale la pierna contar hasta 10. 
  22. Enfadarse no sirve para nada.
  23. Las personas que no controlan sus emociones son peor que una amenaza nuclear.
  24. Hay franceses y francesas adorables ahí fuera.
  25. Tener mocos sirve para darse cuenta una vez más de lo bello y placentero que es respirar.
  26. ¿Cuántas adicciones absurdas hay que tengan que ver con llevarse cosas a la boca?
  27. La vida ha de ser una cosa fácil. 
  28. La cabeza está para llevar sombreros y poco más.
  29. Las senderistas suelen ir a toda hostia para mi gusto.
  30. Es más fácil hacer hielo en el desierto que sentir compasión por las dislocadas emocionales, mientras te están dislocando a ti, pero vale la pierna intentarlo.
  31. Las palabras son sagradas. 
  32. En el punto 29 quería decir 'muy rápido'.
  33. Hasta cuando hablamos poco, hablamos demasiado, eso dice Sai Baba. Así que aquí lo dejo.